• La restauración ambiental del tramo final del río Cidacos tiene un coste de 521.952 euros
  • La limpieza y retirada de residuos, el ahoyado y la plantación de 1.900 unidades, la construcción de un refugio para especies y la recuperación de la escombrera son las principales líneas de actuación

“Queremos convertir la ribera del río Cidacos en un espacio natural limpio, sin residuos, más seguro y abierto para el disfrute de todos los calagurritanos. Que sea un pulmón natural y un lugar agradable de recreo para los calagurritanos”, ha destacado el concejal de Medio Ambiente, David Navarro, en la presentación del proyecto básico y de ejecución “Revive Cidacos” para la restauración ambiental del tramo final del río.

El área de actuación comprende 111.206,11 metros cuadrados, desde la pasarela que une al parque del Cidacos con el Santuario de la Virgen del Carmen hasta un poco antes de la desembocadura del río.

La inversión asciende 521.952 euros, financiados al 95% por la Fundación Biodiversidad del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico dentro del marco del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia (PRTR), financiado por la Unión Europea – Next Generation EU.

Los objetivos de este proyecto son garantizar la limpieza y la conservación del entorno del río Cidacos, recuperar y reforestar con especies autóctonas esta zona para reducir el riesgo de inundación en entornos urbanos e incrementar el hábitat de numerosas especies, entre ellas el visón europeo, (en peligro de extinción), así como permitir que todos los ciudadanos puedan disfrutar de este entorno de manera segura.

Los trabajos que se van a desarrollar tiene un plazo de ejecución de 11 meses y se van a acometer en seis fases.

El proyecto tiene fundamentalmente cuatro líneas de actuación. Una primera, de limpieza y retirada de residuos y escombros. Otra segunda, de ahoyado y plantación de nuevas especies, cumpliendo el calendario de parada vegetativa y repoblación. En total, se plantarán aproximadamente 1.900 unidades arbóreas.

La tercera línea se centra en la recuperación de la escombrera y  la cuarta en la construcción de un refugio para especies como el visón europeo, reutilizando el material recogido en los trabajos previos.

“Somos muy conscientes de la riqueza natural de la ribera del Cidacos. Por esa razón, vamos a controlar que los trabajos de limpieza y retirada de residuos se realicen respetando siempre la fauna y las especies vegetales que deben seguir habitando una vez finalicen los trabajos”, ha explicado David Navarro, que ha continuado “para nosotros la defensa de la fauna que habita en la zona y la flora, así como los árboles singulares que ya viven en el entorno es una prioridad, y vamos a garantizar su protección en todo momento”.

La primera zona de actuación es la más próxima al entorno urbano, cuya superficie es de 18.000 metros cuadrados. Se prevé la conservación de árboles y arbustos, la eliminación de un cañaveral y la retirada de residuos y vertidos.

En la segunda, comprendida entre el paso rasante del río Cidacos y el paso bajo del ferrocarril, tiene una extensión de 4.149,86 metros cuadrados. Se procederá a la retirada de residuos de dos puntos de vertido y a la limpieza de vegetación, que genera suciedad y riesgo.

La franja entre el cauce del Cidacos (pasado el puente del ferrocarril), la E.D.A.R. y el camino de Perenzano delimita la tercera área de actuación con 26.822 metros cuadrados. Aquí se realizarán labores de eliminación de cañaverales y se retirará residuos en 15 puntos de vertido para preparar el terreno a nuevas plantaciones.

El siguiente tramo, la cuarta zona, va desde el terreno frente a la depuradora hasta la zona colindante del río Cidacos, una zona de alto grado de vegetación. Es el que se encuentra en mejor estado. Por eso, los trabajos serán de limpieza, eliminación de cañaverales y residuos y de conservación de la vegetación. Esta zona tiene una superficie de 20.566 metros cuadrados.

En la zona quinta se mantendrá la vegetación arbórea y se eliminará solo lo que se encuentre en mal estado. Ocupa 11.762 metros cuadrados y se enmarca entre la franja de terreno situada entre el río y el camino rural 9002 (camino del Perenzano).

Por último, en la sexta zona con 30.000 metros cuadrados, se encuentra la escombrera, que se recuperará. Asimismo, se eliminarán residuos y se reutilizarán los materiales que sean útiles para acondicionar la parcela de nuevo. También, desaparecerán los 4 cañaverales que ocupan una superficie de 9.424 metros cuadrados y se retirarán dos puntos de vertido.

Actualmente, “el entorno del río Cidacos se encuentra en un estado deteriorado y desaprovechado. Con este proyecto vamos a mejorar el estado ecológico de todo el ecosistema fluvial y a transformar toda esta zona de la ribera del Cidacos en un entorno agradable para disfrutarlo”, ha valorado el concejal de Medio Ambiente.

Galería

TE PUEDE INTERESAR...


...

La alcaldesa de Calahorra y los concejales del equipo de gobierno municipal atenderán a los ciudadanos también los lunes por la tarde

...

Agenda para el fin de semana

...

Ayuntamiento y Cáritas Interparroquial firman un convenio para el desarrollo del programa de personas sin hogar y en situación de vulnerabilidad social

...

Puesta en funcionamiento del nuevo Espacio Coworking ‘Calahorra’ para emprendedores, autónomos y empresarios